Mundo

Horas claves para Lula Da Silva: Habrá movilización en Buenos Aires para acompañar al ex presidente

El líder del Partido de los Trabajadores atraviesa momentos cruciales para su futuro. Hoy, el Tribunal Federal de Porto Alegre decidirá si Lula da Silva deberá cumplir 9 años de prisión, lo que pone en riesgo su carrera para las elecciones presidenciales. Desde Buenos Aires, habrá una movilización para seguir el juicio.

El ex presidente Luiz Inácio “Lula” da Silva atraviesa uno de los momentos más importantes de sus 71 años de vida. Entre esperanza y tristeza, hoy sabrá si será el próximo presidente de Brasil, o si deberá cumplir nueve años de prisión, acompañados de diecinueve de inhabilitación para ejercer cargos públicos. 

Desde Porto Alegre, el Tribunal Federal decidirá si ratifica la condena contra Lula, iniciada por el Juez Sergio Moro, por denuncias de corrupción. Según Moro, el ex presidente habría recibido un triplex en la ciudad de Guarujá por parte la empresa constructora OAS, a cambio de facilitarle contratos con Petrobras. Hasta el momento, no hay documentos que prueben la acusación del Juez.

Ayer, desde Porto Alegre, Lula participó de un acto ante los militantes que ya se encontraban en la zona, y expresó: “Necesito que el pueblo participe para que nosotros podamos recuperar este país. Ustedes no tienen noción de cómo fue bueno que este país sea grande. Este país volverá, pueden estar seguros”, para finalizar aseguró que sea cual sea el resultado, se mantendrá luchando “por la dignidad de su pueblo”.

“Necesito que el pueblo participe para que nosotros podamos recuperar este país”

Decenas de miles de manifestantes se movilizaron en la inmediaciones del tribunal para acompañar al presidente del PT (Partido de los Trabajadores). Llegaron referentes de distintos países de latinoamérica. A su vez, el gobierno de Michel Temer, quien se encuentra en Europa para participar del foro internacional de Davos, marcó el perímetro con un importante número de policías y equipamiento anti disturbio. Se prevé que la sesión durará varias horas.

Lula recibió el apoyó de gran parte de sus pares de la región, Dilma Rousseff, Cristina Kirchner, José Mujica, Nicolás Maduro, entre otros, fueron quienes le manifestaron abiertamente su acompañamiento.

En diálogo con EnfoqueSUR, la Licenciada en Sociología y escritora Paula Klachko, expresó que “De volver Lula al gobierno, claramente sería un cambio regional en las políticas gubernamentales en toda la región”, y hablando sobre la resolución de la justicia agregó: “Si lo pudieron hacer para voltear y sacar del gobierno a Dilma (Rousseff) sin ninguna seriedad ni sustento, ¿Cómo no van a ir por Lula?”

El ex mandatario brasileño, afirma que si tuviera un 1% de intención de voto, no estaría atravesando esta situación. Según revelaron las últimas encuestas para elecciones presidenciales, superaría el 35% de los votos, seguido por el defensor de la última dictadura de Brasil, el diputado Bolsonaro, portavoz de la derecha, que apenas lograría un 14%.

“Hoy Lula se ha convertido en un símbolo de la resistencia de los y las trabajadores/as de Brasil y es la esperanza de un nuevo ciclo anti neoliberal en Nuestra América que fortalezca la integración de la Patria Grande” expresó Alba Movimientos en un comunicado, llamando a las fuerzas políticas y sociales a solidarizarse con el plan de lucha en Brasil en favor de la democracia. Concluyeron con la frase “Sin Lula no hay democracia, Fora Temer”.

Durante los mandatos de Lula, el país aumentó un 4,1% su PBI anualmente, se redujo la desocupación más de un 50%, pasando de casi 11% a 5,7%, y se canceló la deuda con el FMI, entre otros logros y conquista sociales.

Desde Argentina, habrá una movilización para seguir el juicio. La convocatoria está pautada para las 18:30 horas en el Obelisco de la ciudad porteña, convoca el Coletivo Passarinho. En Agosto del año 2016, EnfoqueSUR estuvo presente en la embajada de Brasil en Buenos Aires mientras se realizaba un acto en defensa de Dilma Rousseff, horas antes que sea derrocada por el Senado.

>> Acto en la Embajada de Brasil en apoyo a Dilma Rousseff (Video)

Postura de Lula

El ex presidente confía plenamente en la Justicia, pero advierte que esta deberá analizar bien la acusación en su contra, ya que sostiene que no hay documentación que pruebe algún vínculo entre él y el departamento que supuestamente la empresa constructora le dio a cambio de los contratos. No está del todo tranquilo, ya que no le sorprendería un fallo “insólito” en su contra, como se vio en el Impeachment a Dilma en el año 2016.

Sin embargo, llamó a los movimientos políticos, sociales y sindicales a movilizar para ejercer presión desde las calles, pero niega que puedan haber incidentes, a pesar de que la presidenta del PT, Gleisi Hoffmann haya declarado que podría haber muerto. Lula prefiere no polarizar políticamente la situación, que no sea un “Boca-River”, ya que lo que está en juego es la democracia, y no un partido político. Además, anunció que de llegar a la presidencia, democratizaría los medios de comunicación, para que dejen de estar en manos de unas seis familias y haya más pluralidad de voces. Tanto Lula Da Silva como Dilma Rousseff fueron víctimas de grandes campañas mediáticas que afectaron negativamente su imagen. Es el caso del canal Globo, que mezclaba las novelas de mayor raiting en el país, con acusaciones contra los ex mandatarios.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top